La ley del boomerang: como damos recibimos




Lo que es arriba, es abajo; es la ley de la reciprocidad. Todos sabemos que los pensamientos, sentimientos y emociones como un boomerang que siempre regresará a nosotros de la forma en que lo enviamos: los pensamientos positivos regresan como energía positiva y los negativos como energía negativa. Gandhi decía:

La vida me ha enseñado:

que la gente es amable, si yo soy amable; que las personas están tristes, si estoy triste; que todos me quieren, si yo los quiero; que todos son malos, si yo los odio; que hay caras sonrientes, si les sonrío; que hay caras amargas, si estoy amargado; que el mundo está feliz, si yo soy feliz; que la gente es enojona, si yo soy enojón; que las personas son agradecidas, si yo soy agradecido.

La vida es como un espejo: si sonrío, el espejo me devuelve la sonrisa. La actitud que tome frente a la vida, es la misma que la vida tomará ante mí. El que quiera ser amado, que ame.


En la forma en que nosotros accionamos, los demás reaccionan Nosotros atraemos personas que resuenan energéticamente con nuestra personalidad. Por ejemplo, las personas intelectuales van a atraer hacia sí a personas cultas y letradas. Las agresivas van a sacar lo peor de la gente, rodeándose de pura agresividad. Las personas positivas siempre están llenas de grandes éxitos y las negativas de fracaso tras fracaso. Y nada tiene que ver con la suerte, sino con la vibración del Ser. Es como la cuerda de una guitarra que al tocarla hace vibrar la misma en las demás. Por ejemplo, el mujeriego, atrae mujeres codependientes, que se enganchan fácilmente en las relaciones como víctimas del victimario, acostumbradas al engaño y maltrato, cayendo fácilmente en el sadomasoquismo y resultando casi imposible salir de él, sin poder relacionarse de otra forma, ni poder imaginar otra realidad. Ambos son esclavos codependientes, dominados por su voz chingaquedito probablemente para el resto de sus vidas. A su vez, estoy pleno de abundancia, cuando sirvo y comparto. Y tú...

¿Qué recibes a cambio de lo que das? ¿Puedes cambiar tu forma de dar y tratar a los demás?

¿Cambiarias tu boomerang por otro mucho más positivo y amoroso?

¿Cómo cambiaria tu vida si lo hicieras? ¿De qué esclavitud desearías escapar?

Para que este artículo pueda transformarte verdaderamente, deja que tu alma responda cada pregunta por escrito ¡No lo leas, trabájalo!


Si Dios conmigo, ¿quién contra mí?...



M E D I T A C I O N E S P A R A R E N Ä S E R

Accede a las meditaciones en el siguiente link:


https://www.renaser.mx/meditaciones-para-renaser?fbclid=IwAR2FwS13Qdjdt-dgOx0MCbeRwqw3_fo9yJtLX9TCeWs51x2Zn9nnBEk-6Jw





108 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo